El 70% de los varones abandonan la iglesia en su juventud y muy pocos regresan en su vida adulta. De Hombre A Hombre es un ministerio que está invirtiendo en la vida de los hombres en lugares como Cuba, Venezuela, Argentina, Chile, Uruguay, México, Estados Unidos y España, para así cambiar las estadísticas y que un ejército de hombres permanezcan activos en las iglesias.